HOSHIZAKI TRABAJA EN THE DRINK FACTORY

Choose your region

El hielo es un asunto muy serio para la Drink Factory, la compañía creada por el mezclador de renombre mundial, Tony Conigliaro, y sus tres bares de Londres están equipados con un surtido de máquinas de hielo de cubitos Hoshizaki.

Su adquisición más reciente, sin embargo, es una máquina Hoshizaki de ‘hielo grande’. La IM-65NE-LM, que fabrica cubos extraordinariamente grandes de 48x48x58 mm, está ahora instalada en el nuevo laboratorio de desarrollo del grupo en Hackney. Encabeza el departamento de I+D Zoe Burgess, una respetada especialista en alimentos, bebidas y aromas con un gran interés por la percepción del sabor. “Estamos experimentando constantemente con muchos ingredientes, técnicas y servicios diferentes, las posibilidades son realmente infinitas”, explica. “No obstante, solo usamos una marca de hielo. En nuestra opinión, las máquinas Hoshizaki ofrecen la mejor calidad de hielo, su claridad y densidad son excepcionales y, lo que es más importante, su temperatura es constante, lo que significa que podemos replicar fielmente nuestras bebidas con la certeza de que el resultado siempre será el mismo”.

Los cubos de gran tamaño tienen una tasa de dilución aún más lenta que el hielo Hoshizaki normal, lo cual es una consideración clave cuando la apreciación del sabor es tan importante. “Además, muchas de nuestras bebidas son muy concentradas y mínimas, lo que realmente enfatiza el cubo de hielo”, continúa Zoe.

Dos de las bebidas mínimas que se hacen con este hielo, Rye y Rice, están en el menú de Untitled, el nuevo bar de The Drink Factory en Dalston.

Rye se prepara con whisky de centeno, sirope de centeno tostado casero y bitter de centeno, con un toque final de limón.
Rice consiste simplemente en saki y sirope casero de sake kasu. Ambos se sirven en vasos de roca lo suficientemente anchos para acomodar el gran cubo de hielo Hoshizaki.

06 04 2018